sábado, 7 de noviembre de 2009

Conversaciones contigo III




Si me hablas desde la razón te responderé desde la razón; si me hablas con el corazón te responderé con el corazón. Esta es la primera premisa.
Voy a tratar de simplificar bastante:
Vivimos de forma condicionada, a tal estimulo tal respuesta. Si me porto bien me premian, si no me porto bien me castigan. Es algo aprendido desde nuestra infancia. Esto hace que yo no sea yo, sino el producto de una serie de condicionamientos que son los que guían mi vida. Esto es un hábito y la única forma de romper con ese hábito es haciéndole consciente.Aun no eres consciente de tus capacidades y eres incapaz de dar un paso sin, digamos "la aprobación de los demás". Por eso la gente te hace tanto daño. En realidad no es la gente la que te está haciendo el daño, no te equivoques, la gente no tiene tanto poder sobre ti ¿o sí?. Eres tú la que se daña a si misma por las interpretaciones que haces de lo exterior a ti. Sin embargo lo exterior a ti solo es
accesorio. Todo, absolutamente todo está dentro de ti. Buscas fuera lo que ya tienes dentro. Eres un ser grande, pero no por lo que haces, con los demás, en tu trabajo...sino por lo que ya eres.
Recuerda que lo que dice o hace la gente es lo que dice o hace esa gente (entre las cuales me incluyo). Yo no voy a decirte lo que tú tienes que hacer, lo que tu tienes que hacer es una decisión que solo a ti atañe y que sólo tu puedes decidir.
¿Cuánto das de importancia a lo que la gente dice o crees que dice de tí?.¿Cómo puedes ser la actriz secundaria de tu propia vida?. TU ERES LA ACTRIZ PRINCIPAL DEL REPARTO DE TU VIDA. Nadie más. Todo lo que venga será para ti, bueno o malo (no me gusta emplear el término bueno-malo, pero para que nos entendamos). Vive la situación en la que te encuentras, llora, rie, ponte rabiosa, haz lo que te pida el cuerpo, el alma o el corazón, pero no te quedes enganchada. Atraviesa la emoción. Todo pasa...pero si nos revolcamos una y otra vez con nuestras emociones y sentimientos, sean "buenos o malos", no podremos recorrer el camino. Y ese camino sólo puede llevarte a un sitio, al mejor lugar que hayas conocido jamás...a tí misma.
Sé compasiva contigo misma, no te juzgues NUNCA, no te machaques, eres tu mejor activo, tu mejor tesoro. Trátate con amor. Lo que digan o hagan los demás no importa. No puedes otorgarles tanto poder sobre ti. La gente no puede hacer que tú te enfades o llores, eres tú la que se enfada o llora.
Debajo de esa coraza hay un ser muy sensible. Ser vulnerable hace que avances en tu crecimiento. Permítete ser vulnerable. No tienes que agradar a nadie, solo tienes que ser tú y cuando por fin seas quien eres la gente dirá: ¿Eres tú de verdad?. A lo que responderás: Soy lo que ves. Te habrás ganado el verdadero respeto y el verdadero amor de la gente que verdaderamente te quiere. Otros desaparecerán de tu vida, pero el precio que tienes que "pagar" es ínfimo con lo que vas a conseguir.
Sólo quiero que te hagas una pregunta: Cuando estés agobiada, triste, cuando hayas reflexionado, pensado,sentido, experimentado, cuando ya te hayas dado mil cabezazos contra la pared, pregúntate "Y ahora ¿qué voy a hacer con todo ésto, qué es lo que yo (no lo que esperan los demás que hagas) quiero hacer con ésto?"
No te preocupes por lo de la "mirada", te lo explicaré más adelante. Pero por favor, te ruego que si quieres decirme algo lo hagas desde el corazón. Me resulta más fácil responderte.
Ésto es sólo lo que yo digo...

12 comentarios:

Ana dijo...

"Soy lo que ves"

Buenas noches.

Antonio dijo...

Bien!!!

ggg dijo...

esa cantinela es de la primera lección de primero de primaria. sabersela de memoria( lo digo por mi)no es suficiente.
gracias... por recordarmela.
un abrazo tierno y con emoción para ti

Andy dijo...

uan reflexion que anima mucho y aprenderla es un camino en el que estoy trabajando.
un beso

Antonio dijo...

¡Hola 3g! ¿Puedo llamarte asi? :-)
"Nos enseñan historia y geografía,
física y biología,
informática y latín,
un poco de inglés y alemán.
Pero no nos dicen
que el mundo es movimiento,
que lo que viene se va
y que cada suspiro es el último
y que cada mañana es la primera."

Otro abrazo para ti

Antonio dijo...

Andy un placer "verte" por aqui!!
Ánimo en ese trabajo tuyo. Todos tenemos nuestro trabajo...

un beso

Mercedes Thepinkant dijo...

Acabo de enviar estas tres conversaciones a una amiga en contestación a un mail suyo bastante triste, yo no sabía que contestarle.
¿Que clase de sincronicidad maravillosa es esta?
A mi también me ha servido para recordar mi centro.
Gracias

Antonio dijo...

Hay cosas que no se pueden explicar, entre ellas esa sincronicidad. No se pueden explicar porque el suceso, el sujeto o los sujetos vibran al unísono...son la misma cosa.
Me alegro de que te haya servido.

Un abrazo

Anónimo dijo...

jjjjjjjjj

Cuanto has hecho ???

Esa mente pensante,,,!!!

Bién,,,pues yo soy tal cual,,,,sin colorantes ni conservantes,,,!

Aquí estoy,,,

: )

Un abrazo pega.

Antonio dijo...

Pete, Pete, que me fio de tí!!!
Sé que estás...

Que sean dos!! <>

Xtiam Morales dijo...

Maravilloso, me han encantado esta serie de entradas "Conversaciones contigo".

Saludos.

Antonio dijo...

Me alegro Xtiam,así como me alegro de verte de nuevo por aquí.

Un abrazo