sábado, 25 de julio de 2009

Hasta luego



El acontecimiento no predice un destino, el sueño no asegura un resultado. Es hora de adelantar el otro pie, de tomar un té relajado, de llenar el equipaje de nada y de marchar...

Un día alguien pensó de mi que no era capaz de aprender de la experiencia, que sabía la teoría pero no la ponía en práctica. Siempre hay maestros por todos sitios; ellos, a su manera, con sus "juicios y sentencias" me han "enseñado" grandes lecciones para comprender que el verdadero maestro no tiene nada que decir. En todos y cada uno de nosotros hay un gran maestro pero no nos damos cuenta de su presencia y si alguna vez lo hacemos la mayoría de las veces corrompemos su esencia con nuestro ego. No creo eso de que "Nadie nace enseñado". Nacemos enseñados pero poco a poco vamos perdiendo facultades y adquiriendo otras que complacen más a ese ego. Aparecen los "maestros" y aparecen los maestros, y es aqui donde empieza o donde acaba todo. El verdadero maestro no "enseña", no obliga, no condiciona, no interfiere, no me "enseña" el camino, solo es y está y no necesita decir nada, su sola presencia basta, pero hay que estar atento ante esa presencia porque en ella está la enseñanza olvidada y solo depende de nosotros recuperarla o no.
Ahora me voy por tiempo indefinido y dejaré de escribir en este blog. Quiero que quede claro, (aunque ya lo he dicho en otra ocasión) que todo lo que en él he escrito es sólo lo que yo he escrito y no había más pretensión que la de dejar mis letras y las de otros en este rincón, sin más...No es preciso interpretar nada porque nada hay que interpretar. No es importante lo que yo escriba, ni siquiera para mi, pero sí que ha sido interesante llegar a una serie de conclusiones a las que quizás hubiera sido más difícil llegar por otros senderos. Y es que gracias a este blog he podido apreciar las enseñanzas de muchos de vosotros, a través de los escritos en vuestros respectivos blogs y a través de vuestros comentarios. Quizás solo seais caminantes, como yo, de los múltiples senderos, pero todos habeis dejado la esencia de verdaderos maestros.

Gracias a todos/as



"Yo honro el lugar dentro de tí donde el Universo entero reside. Yo honro el lugar dentro de tí de amor y luz, de verdad y paz. Yo honro el lugar dentro de tí donde cuando tú estás en ese punto tuyo y yo estoy en ese punto mio, somos sólo Uno"

Namasté

12 comentarios:

luna dijo...

Hola Antonio!,gracias por tu blog,NAMASTE Maestro,"Que tengas una buena travesía".Un abrazo!

Z. dijo...

_/\_ Namasté y hasta siempre.

peregrina dijo...

Saludos querido Antonio ...............me da pena que te vayas , cuando entró a tu blog siento el alimento del alma...me gustaria comunicarme contigo ahi te dejo mi dirección de correo personal.

amatistaru@hotmail.com

UN ABRAZO PARA TU ALMA

XanKaiSen dijo...

Gracias.

Nasmaté!

Anónimo dijo...

Preciosa pintura.
Namasté!

Gracias Toni
pete.

sankaradas dijo...

Buen viaje Antonio.
Quizás solo seamos caminantes, como tu, de los múltiples senderos. Pero los senderos están en nosotros como nosotros estamos en los senderos, no hay camino, ni caminante ni el caminar. Tu estarás donde estas ahora, estarás aquí con todos nosotros.
Namasté.

ASHRAM ARUNACHALA dijo...

om
querido antonio,
Sencillamente, no hay donde ir...!
y tú lo sabes...
pero de todas las opciones la del silencio parece la mejor...
Un abrazo de corazón a corazón hermano del sendero de retorno!!!

Anónimo dijo...

Namasté Antonio...Sí...desde allí, desde ese punto... en el centro de cada corazón... no hay distancia o tiempo que pueda separarnos, ni tan sólo distanciarnos un ápice... Mis mejores deseos, siempre...!!

Mil gracias por todo!!!
Sònia

Xtiam Morales dijo...

Me gusta tu blog Antonio, aquí también esta la enseñanza olvidada.

Namaste.

Vivir dijo...

Namasté.

Soledad dijo...

Namaste

Acuarius dijo...

Un saludo con la fuerza de mi mente
y la pureza de mi corazón